• Equipo La Media Imagen

¿POR QUÉ LOS VIDEOS EDUCATIVOS NO DEBEN FALTAR EN TU EMPRESA? ACÁ 5 RAZONES.

Ya sea que estén dirigidos a clientes o para capacitación de colaborares y empleados, los videos usados para entregar conocimientos o herramientas de aprendizaje (video learning) tienen una gran eficacia, rentabilidad y versatilidad en comparación con otras herramientas.



Fortune 100, IBM y Microsoft ya han estudiado y comprendido la las razones de por qué son tan importantes los videos a la hora de educar y los han incorporado como productos dirigidos para su propia formación, incorporación, promoción y comunicaciones internas.


Esto hace que cientos de miles de empresas alrededor del mundo se estén integrando a estas metodologías y que el video, en cierta forma, sea la nueva normalidad.


Por si aún no te convence el poder del video para comunicar, acá van 5 razones de por qué no pueden faltar en tu empresa.


1. El vídeo hace que la formación de los empleados sea más eficaz


Un desafío clave para los formadores de todas las empresas, todas las industrias y todas las naciones del mundo es simplemente el de la memoria humana. Los datos recientes del Grupo SAVO pintan un panorama sorprendente: solo 7 días después de una sesión de formación, el empleado promedio olvida el 65 por ciento del material cubierto. Lo que es peor: después de seis meses, ese número salta al 90 por ciento.


Sin embargo, como medio visualmente estimulante y multifacético, el vídeo atrae a los espectadores de una manera en que las conferencias, papers, incluso las presentaciones de PowerPoint, rara vez lo hacen.


Los estudios han demostrado que añadir vídeo puede mejorar la capacidad de las personas para recordar conceptos y detalles, con efectos que aumentan con el tiempo. Las presentaciones que incluyen imágenes como el vídeo junto con el texto de diapositivas son un 9 por ciento más efectivas que el texto solo cuando la comprensión de la audiencia se prueba de inmediato, pero se convierten en un asombroso 83 por ciento más efectivo cuando esas pruebas se toman después.


Eso significa que el vídeo no solo da un impulso a su contenido a medida que sucede, sino que también mejora la capacidad de su audiencia para recordar la información que se presentó durante más tiempo.


2. El vídeo reduce los costos de formar de los empleados


Especialmente para organizaciones más grandes, aquellas con múltiples oficinas o ubicaciones, o aquellas con puntos de distribución generalizados de canales o minoristas, una gran parte de su presupuesto de capacitación cada año puede destinarse solo generar instancias donde sus empleados los escuchen.


IBM ha descubierto que para los eventos de capacitación tradicionales basados en el aula, los costos de viaje y alojamiento promedian más del 40 por ciento del costo total del evento. Después de transferir solo el 50 % de la formación de la empresa a E-Learning, la empresa ha generado 579 millones de dólares en ahorros durante un período de dos años.


Microsoft también ha encontrado que el vídeo es una fuerza potente para reducir el coste de la formación. El portal de vídeo interno de la empresa se ha convertido en el sustituto de algunos cursos de formación en clase y eventos más pequeños.


Según las propias estimaciones de la compañía, el portal de vídeo ha reducido los costes de formación en el aula de aproximadamente 320 dólares por hora por participante a solo 17 dólares.


Gartner Research recomienda el vídeo como herramienta de apoyo, especialmente con respecto a los materiales de formación y comunicación que a menudo se pueden repetir. Un informe reciente concluye: "Hay un ahorro de costes y tiempo en la reutilización del contenido, en comparación con la ejecución de la misma sesión de conferencias en vivo varias veces".


Y el ahorro de costes acumulado mediante el uso del vídeo para complementar los procesos de formación existentes, incluso sustituir algunos de ellos, no es la única forma en que el vídeo reduce el presupuesto de L&D. Debido a su capacidad para aumentar las tasas de retención de conocimientos y reducir el tiempo que existe entre la incorporación de empleados y la toma de decisiones sensibles, la formación en vídeo aumenta el cumplimiento y reduce los riesgos legales, como el riesgo de demandas e infracciones.


3. El vídeo te ayuda a capacitar On-Demand


La excusa que todo profesor ha escuchado cada vez que se pone una nueva clase en el calendario: "Tengo tope de horario".


La cultura organizacional actual centrada en las reuniones ha dejado a los formadores en un aprieto: cómo garantizar que todos reciban la capacitación adecuada cuando aparentemente nunca hay un momento en el que todo un equipo (por no hablar de toda una división o de toda una empresa) tenga un espacio en sus calendarios.


Hay una mejor manera. Grabar una sesión de formación permite a su empresa hacer que la sesión esté disponible en línea para todos, lista para su reproducción siempre que su espectador tenga tiempo. Y a medida que las capacidades de búsqueda de video han mejorado, incluso puede llevar la idea más allá una vez que haya desarrollado una biblioteca de sesiones de capacitación grabadas, pasando de un modelo de "empuje" que requiere que los formadores busquen audiencias en vivo, a un modelo de "tracción" donde su equipo pueda grabar nuevas sesiones y hacerlas disponibles en línea, con los empleados buscando lo que necesitan saber cuando necesitan saberlo.



4. El vídeo aúna materiales y experiencias de formación


Para algunos temas y algunas organizaciones, hay ciertas materias que simplemente deben enseñarse de manera uniforme. Y a medida que las organizaciones crecen en tamaño, cada vez más se convierten en un obstáculo importante para los equipos de L&D.


Simplemente no hay manera de poner a los capacitadores en todos esos lugares a la vez. Como resultado, generalmente, esa capacitación crítica es impartida por personas poco preparadas, lo que aumenta la probabilidad de que la experiencia de aprendizaje no sea pareja para toda la organización.


Aprovechar la formación basada en vídeo resuelve ese problema, proporcionando una experiencia de aprendizaje portátil y consistente para cada empleado y asegurando que todos reciban esa información crítica de la misma manera, independientemente de quién lleve a cabo la formación.



5. El vídeo te ayuda a ampliar la formación entre audiencias internas y externas

Demasiados equipos de aprendizaje y desarrollo corporativos se enfrentan a un obstáculo importante cuando se trata de colaboración.

Cuando la formación se imparte cara a cara, a menudo hay pocas oportunidades para que los formadores aprovechen el poder promocional de otros equipos de la organización; a menudo lo mejor que pueden hacer para ayudar a fomentar la formación se traduce en agregar un link a una hoja.

Hacer que la formación esté disponible por vídeo abre nuevas oportunidades de colaboración. Las sesiones internas de formación en vídeo se pueden incluir en casi cualquier correo electrónico interno, un medio en el que, vale la pena señalar, las tasas de conversión aumentan en promedio un 21% cuando se incluye un vídeo.


Del mismo modo, el vídeo de formación se puede compartir prácticamente en cualquier otro lugar, desde redes sociales internas y blogs hasta sitios de colaboración al estilo de SharePoint, bibliotecas de vídeo corporativas de YouTube y más.

4 visualizaciones0 comentarios